20 May 2017
HomeAméricaArenal, bañarte en aguas de un volcán

Arenal, bañarte en aguas de un volcán

Continúa nuestra ruta por Costa Rica. Llegamos hasta Arenal desde Monteverde en nuestro 4×4, con la mitad del camino sin asfaltar… Así que, un trayecto de pocos kilómetros se convirtió en una odisea de 3 horas.

DORMIR CERCA DEL VOLCÁN ARENAL

Te dejamos nuestras recomendaciones para reservar en La Fortuna, que es como se llama el distrito donde se encuentra el volcán Arenal. Te recomendamos estos hoteles, pincha en el enlace  y echa un vistazo.

  1. Roca Negra del Arenal
  2. Arenal Volcano Inn, en este hotel nos alojamos nosotros. Son bungalows independientes, muy nuevos y limpios. Con una situación inmejorable justo en frente del volcán. El hotel dispone de piscina y un pequeño jacuzzi. También tiene un restaurante que sirve buena comida local e italiana.
  3. Volcano Lodge&Springs
  4. Brisas Arenal

 

QUE VER EN LA FORTUNA

P.N. VOLCÁN ARENAL

Dato importante: cierran a las 4:30 de la tarde. Se puede entrar en coche hasta el mirador que se encuentra a los pies del volcán, pero a nosotros no nos resultó nada especial, sólo un templete de madera por si llueve, con el volcán a lo lejos, casi como se ve desde cualquier otra parte del parque.

Lo mas interesante para nosotros fue la ruta a pie que se puede hacer desde allí, de una hora poco más o menos, a la zona de erupción, por un caminito sencillo. A lo más cerca que llegas es a la falda del volcán, porque más allá esta restringido por seguridad y no se puede pasar.

La erupción más fuerte fue en 1968 y se llevó por delante 3 pueblos. Los habitantes no sabían ni que allí había un volcán, ya que hasta entonces había permanecido dormido. Dicen que la lava tardó en enfriarse 2 años y todo quedó completamente abrasado. Hoy las piedras siguen negras a causa de la lava que cubrió todo, pero en Costa Rica, la vegetación nace por cualquier parte, y ya hay plantitas que salen de entre las piedras, es increíble. 

HOTEL TABACÓN

Quizá una de las experiencias más increíbles de este viaje es poder bañarte en las aguas termales de un volcán, en un spa natural, y eso es posible en el Tabacón. Es un hotel de 5 estrellas pero su principal atractivo son las cascadas de agua termal a una temperatura de 45 grados más o menos.

Se puede visitar durante todo el día. La entrada por la tarde, que es cuando fuimos nosotros, cuesta 45$, y con la opción de buffet incluido, son 70$. Compramos la entrada en nuestro hotel y nos salió más barata que directamente en el Tabacón, 60$ con cena buffet. Reservamos “por la noche”, desde las 6 de la tarde hasta las 10. Es una gozada, pero coincidimos en pensar que sería más recomendable ir por el día, ya que se disfrutaría más al poderse ver todo mejor. La iluminación es escasa.

La cena NO merece la pena. Rotundo. El buffet es súper sencillo y nada rico, parece el menú del restaurante del Carrefour, fatal, y peor aún siendo el restaurante de un hotel de 5 estrellas… Ni siquiera el restaurante es nada especialmente romántico o bonito, y ademas la bebida no está incluida!!!

En el Tabacón hay piscinas y cascadas naturales, con una piscina grande con tobogán a la entrada. Allí mismo tienes vestuarios y duchas donde cambiarte pero tampoco parecen los de un hotel de 5 estrellas, sino más bien los de un polideportivo o una piscina pública aquí en España.

CAMINATA AL RÍO CELESTE

Parque Nacional Río Tenorio

Esta excursión la contratamos con una agencia local, y nos costó 89$ por persona. Han sido los mejor pagados de todo el viaje por Costa Rica. Nos vinieron a buscar al hotel en una minivan, y fuimos nosotros solos con el guía y el conductor, así que genial, totalmente privado.

Qué hay que llevar: calzado cómodo para la caminata, cámara, repelente de insectos, capas, traje de baño y agua potable.

Desde Arenal se tarda poco más o menos una hora y media por caminos sin asfaltar.

Comentamos al guía si era posible visitar alguna tribu indígena que hubiese por la zona, y coincidió que pasábamos cerca de la Tribu Maleku y paramos un ratito. Luego nos enteramos que son una de las culturas indígenas más importantes de Costa Rica y que había otra excursión solo a la tribu que valía 30$. Ademas la artesanía que vendían allí era la que vendían en el aeropuerto como por 6 veces más su precio. Tenían principalmente máscaras muy coloridas de animales y algunos instrumentos musicales, todo ello hecho por ellos con una madera muy ligera de la zona. Nos explicaron el significado que para ellos tenía cada animal: el jaguar, la mariposa azul (o morpho), el tucán, los guacamayos… cómo vivían antes y un poco de su tradición. Es una parada muy interesante que recomendamos si podéis hacerla.

 

En el trayecto hicimos otra parada en el Árbol de la Paz, un cedro de 500 años y una altura como un edificio de 3 plantas, donde vimos también las ranitas “blue jeans” que dicen ellos, unas ranitas como de medio dedo meñique, pequeñitas, todas rojas y con las patas en añil, que parece que lleven vaqueros. Creo que las llamaban también Spiderman. La verdad es que a pesar de que los colores son súper vivos cuesta verlas por lo diminutas que son. Si no es por el guía que las localizó, nosotros no las hubiéramos visto, lo tengo claro.

Aquí os dejamos un pequeño vídeo que hemos subido a Youtube donde se ve lo pequeñiiiisima que es la ranita 😉

 

La ruta hasta el Río Celeste se hace caminando acompañados siempre por el guía durante unas 4 horas. Todo el rato por el bosque, que más bien parece la selva, plagado de vegetación. Lo espectacular empieza cuando llegas a una cascada sobre el río, con el agua totalmente turquesa. Nos explicó el guía que existe una leyenda que dice que después de que Dios pintó el cielo en la Creación, lavó los pinceles en el Río Celeste. La realidad es que se debe a una composición de minerales que tienen las aguas, entre ellos el azufre y sílice. Así que no es viable bañarse a pesar de lo preciosa que resulta la vista.

Seguimos el curso del río por caminitos por los que hubiera sido imposible orientarnos sin el guía. Pasamos por lo que ellos llaman “los teñideros”, que es el punto donde el río pasa de tener un color normal a convertirse en el celeste que le da nombre causado por una reacción química. En el trayecto vimos también varias “fumarolas “de gases volcánicos.

En la excursión se para allí un ratito para disfrutar de la experiencia y descansar después de las dos horas de caminata previas que llevas en el cuerpo. UUUna gozada!!!

 

Y si estás preparando tu viaje, reserva a través de los buscadores de nuestra web y te ayudamos a organizarlo todo

 

 

POST TAGS:
FOLLOW US ON:
Monteverde
Puerto Viejo y Manza

organizotuviaje.com@gmail.com

NO COMMENTS

LEAVE A COMMENT